lunes, 17 de enero de 2011

Contra el Ministerio de la Juventud - Perú



El candidato a la presidencia de la república del Perú y ex presidente, Alejandro Toledo, ha propuesto crear el ministerio de la juventud del Perú y del cual estoy en contra y a continuación doy mi punto de vista del por qué estar en contra del futuro Ministerio de la Juventud (MINJUV).

Historia del futuro MINJUV, inicialmente en el gobierno del ex presidente Alejandro Toledo se creó el Consejo Nacional de la Juventud (CONAJU) que luego de un buen derroche de dinero (alrededor de 6 millones de soles anuales) fue eliminado por el gobierno de Alan García, que para no quedar mal con la juventud creó la Secretaría Nacional de la Juventud (SENAJU), esta vez sin rango ministerial y anexado al Ministerio de Educación y con menos presupuesto ( alrededor de 2 millones de soles), en las sabias palabras de Maeg Arriola, ex funcionario de la SENAJU, se comprende inicialmente por qué estoy en CONTRA del futuro MINJUV : “Es verdad que ahora el presupuesto es menor, pero al reducirse la carga administrativa se han optimizado los recursos para implementar los proyectos”, ergo, no tenían ni la menor idea de que hacer con el dinero que tenían con la CONAJU ni la forma de como “optimizar” sus recursos y mucho menos llegar a la juventud en la práctica,.

El ministerio llama a la burocracia, la cual veré desde la perspectiva económica de costo-beneficio.

Para que una empresa pueda funcionar perfectamente requiere de utilidades, para calcular sus utilidades, debe contabilizar sus pérdidas y ganancias o sus costos en general, básico de economía de colegio, si la empresa tiene más pérdidas que ganancias esta quiebra; en una empresa del estado (¿Ministerio?) eso no sucede.

¿Cómo se calcula la ganancia o se busca la optimización de un ministerio o empresa pública?, ¿Si se tiene una empresa del estado y la ganancia es de un sol ya se tiene utilidades y debe seguir funcionando?, lo cierto es que es imposible ya que no tiene competidores y no le interesa competir, sus funciones en el aspecto económico son solo de administración casi siempre de pérdida o de ínfimas utilidades en comparación con una empresa privada, por tanto, una empresa pública busca ganar "algo" y un ministerio perder menos o perder nada acorde a su función.

En el caso del futuro MINJUV creo conveniente que es mejor perder poco y continuar con la SENAJU, ya que sus atribuciones serán en la práctica nada, no sería un Ministerio del Interior ni un Ministerio de la Defensa, no debería de crearse y si es posible debería eliminarse la SENAJU.

Un dato interesante es la similitud del programa del futuro MINJUV que se apoyaría en el modelo existente en República Dominicana y su ministerio de la juventud, es importante recalcar que dicho ministerio en ese país está siendo cuestionado por su alto nivel burocracia y falta de efectividad en programas para la juventud, ya está siendo analizado para su futura eliminación, si uno da una revisión de la web de dicha institución puede ver que está hecho con fotos de conferencias y premios cual show mediático, y que claro la eliminación tiene como única oposición a los jóvenes funcionarios para mantener sus puestos de trabajo.

La función del MINJUV que se propone, no estaría acorde con los requerimientos que la juventud exige, lo importante para el desarrollo de la juventud es el acceso a la educación e inserción laboral, ello parte de la promoción del ministerio de educación en políticas a favor de la juventud y del ministerio de trabajo, las principales formas de desarrollo se deberían establecer mediante innovaciones en el sistema burocrático a favor de la juventud y la debida legislación del congreso para su aplicación, acceder a sistemas de créditos, modificaciones para la ampliación de la educación técnica, desregulación del sistema laboral para un acceso más rápido y mejora de la competitividad laboral, deben ser formas de dar posibilidades de desarrollo a la juventud, ver ejemplos como el regalar dinero para titulaciones como lo hace ahora la SENAJU es crear asistencialismo y no ayuda en nada a la juventud, la idea de creación de nuevos ministerios burocráticos y con malos antecedentes hace pensar que no estamos preparados para el manejo de presupuestos elevados pero si lo están los jóvenes burócratas, la mayoría de los países de Latinoamérica no tiene un ministerio de la juventud y siendo República Dominicana de los pocos países la quiere eliminar.

Es entonces que el futuro ministerio de la juventud no daría muchos beneficios y si muchos costos, no serviría para otra cosa que dar puestos a jóvenes burócratas, tomarse fotos, dar conferencias y claro... más presupuesto.

AEL

1 comentario:

  1. La megalomania del estado, y la fatal arrogancia de los políticos.

    ResponderEliminar